Mónica Lencina, secretaria general de ANMAR San Juan, denuncia persecución policial a las trabajadoras sexuales

En Sin plumas en la lengua nos comunicamos con Mónica Lencina, secretaria general de ANMAR San Juan (gremio de las trabajadoras sexuales), sobre de la detención de unas chicas que denunciaron robos y arrebatos el viernes en la noche, sin embargo cuando vino la policía y se identificaron como «trabajadoras sexuales» fueron detenidas y llevadas a la Comisaría 1º.

Sobre lo que pasó el viernes, Lencina relató: «Cuando llegaron los uniformados ella dijeron que estaban en las esquinas trabajando, y dijeron que para ellos no era ningún trabajo, era un delito, cuando en ningún lado de la Constitución está como un delito ser trabajadora sexual, y se la llevaron a la Comisaría 1º».

Luego en relación a las detenciones, la titular de ANMAR agregó: «Antes pasaba muy seguido hasta que nos organizamos, pero desde hace dos meses está empezando a detenerlas de vuelta. lamentablemente en esta provincia están vigentes los Códigos Contravencionales y hasta que eso no se modifique las mujeres van a seguir yendo detenidas, y les dan hasta 30 días de prisión».

También comentó sobre el lanzamiento del frente FUERTSA, una alianza entre organizaciones sociales, políticas, culturales; activistas, académicos/as, artistas, políticas/os y todas las personas que abogan por la defensa de los Derechos Humanos y Laborales de quienes ejercen el Trabajo Sexual en Argentina, el próximo 19 de agosto en la Facultad de Filosofia

«Detrás de cada trabajadora sexual hay una familia, pero eso nadie lo ve», destacó Mónica Lencina, secretaria general de ANMAR San Juan, en relación a la situación de persecución policial que sufren las trabajadoras sexuales en la provincia.

 

admin
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Compartí en tus redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *